La industria publicitaria y la apuesta a la TV online