El vicepresidente sin funciones Jorge Glas es declarado culpable