Una ruidosa verdad guayaquileña, ‘Pitar es violencia’

Post by Arturo Varas
hace 9 meses

El artista guayaquileño, Daniel Adum Gilbert recientemente expuso Guayagris su trabajo en Quito. De acuerdo con Daniel esta ciudad imaginaria “se ha construido a raíz de los problemas que persisten en Guayaquil, como pintar en la vía pública, pero ahora me enfoco en pitar es violencia”.

Adum, quien es uno de los pocos habitantes de Guayagris recalcó que esto responde a sus intereses. “Con mi trabajo trato de cambiar ciertas costumbres citadinas que no son buenas, pitar me parece una práctica violenta”, expuso haciendo alusión a que sus iniciativas buscan lograr algo.

Daniel reconoce que tal vez su proyecto no logre mucho, “pero algún par de cabezas cambiaré, esa es la idea”, añadió.

El símbolo de la silla

1c1c14a8-6468-4e48-b610-97101329ea70El artista detalló el trasfondo y concepto de su más reciente obra, y como su iniciativa responde al mismo principio e idea, utilizar la vía pública para comunicar por medio del arte. “En mi casa tenía una silla vieja y rota que decidí utilizar como una pequeña valla y ponerla en la vía pública hasta que el camión de la basura se la lleve, porque una silla rota es basura”, explicó Adum manteniendo que este trabajo tiene la misma esencia de la Chanchocracia y Litro x Mate, que al final solo buscan dar bienestar con buenas ideas.

Si tratamos de no pitar violentamente, se puede lograr algo”, dijo Daniel. Para él se puede leer en la forma de pitar la esencia de la persona que pita.

Estas pequeñas reflexiones buscan aportar algo de bien. El artista esbozó que sería interesante tener un presupuesto para realizar una campaña con este mensaje, pero por el momento estará promoviendo su mensaje con uno que otro garabato en la ciudad.

El espíritu de Guayagris

Es un espíritu inteligente, humanista y sensible, donde predomina el uso de la razón y el sentido común”, recalcó su creador manteniendo que el aborda algunas de las problemáticas de Guayaquil en su ciudad artística e imaginaria para exponerlos a los ciudadanos.

Para Daniel siempre existe la capacidad de una ciudad que puede ser bastante mejor de lo que ya es, pero eso es algo que consiguen los habitantes que usan la ciudad de acuerdo con sus prácticas.

En Guayagris hemos aprendido de nuestros errores, de lo que no debemos hacer en una ciudad, se trata de mejorar la forma del ver el mundo y en este aspecto pitar es violencia”, detalló durante la entrevista.

1bd2aed0-1e3a-48b5-af49-fa78e2ca230eEn Guayagris no arrumamos fundas de basura en una esquina porque se rasgan y botan esos apestosos líquidos, eso es muy tercer mundista”, dijo el artista refiriéndose a como en Guayaquil no hay contenedores metálicos para guardar la basura.

Este polémico artista mantiene que si deberían haber opciones más eco-ambientales para la ciudad, para limitar los desperdicios y mejores recursos para una mejor manipulación del mismo.

Arte en la vía pública

Daniel Adum ahondó en el tema del arte en la vía pública recalcando que “en Guayagris el tema del arte en el espacio público está integrado, es un lenguaje más de sus ciudadanos”. Sin embargo, ante las recientes tendencias impulsada por el Municipio, Daniel cree que es una moda politiquera para mejorar su imagen de censura.

Considero que cualquier cosa que sume o aporte algo a la ciudad me parece bastante bueno, así tenga otras finalidades”, indicó Adum en alusión a que estas iniciativas suelen estar asociadas con conseguir votos.

Send this to a friend