Cosplay una cultura que te invita a actuar

Post by Arturo Varas
hace 10 meses
Pareja de cosplayers en el Comic Con de Ecuador
Pareja de cosplayers en el Comic Con de Ecuador

Tela, pintura, accesorios, cadenas, latex, son tan solo unos cuantos materiales que un cosplayer debe tener para construir su traje. El término cosplayer es para referirse a una persona que emula a un personaje de una serie de anime o novelas gráficas. De acuerdo con la historia el cosplay empezó en Japón y consiste en disfrazarse de un personaje de cómic, videojuego o dibujo animado, entre otros.

Para estos aficionados lo verdaderamente relevante es emular lo más real posible a un personaje, cabe señalar que mientras más detalle tenga el traje más costosa será su confección y por ende su producción podría durar varios meses.

Hoy en día el cosplay es una tendencia que se practica en todo el mundo y en Guayaquil ha venido ganando mucho aceptación y más miembros se unen. Sin embargo, esta tendencia tiene un sin número de ramas enfocadas en todos los aspectos del personaje y su traje. Por ejemplo si una mujer hace cosplay de un personaje masculino vendría a ser un crosplay, también están los cosmakers, término que se utiliza para describir a aquellos que construyen su traje por si solos y los promakers, personas que construyen detalles únicos del personaje, ya sea una cadena, un broche o cualquier cosa que sabes que no vas a encontrar para comprar y debes mandar a hacer.

Uno de los aspectos más importantes de ser un cosplayer es recibir una reacción positiva de personas que lo miran con su traje, pues esto los motiva a seguir haciéndolo. Aunque para muchos cosplayers ecuatorianos esta actividad es un hobby, es un pasatiempo que les da felicidad y gratificación personal realizarlo.

¿Qué es ser un cosplayer?

Un cosplayer sabe que esta actividad no es para miedosos o vergonzosos, es una emoción que realizan porque les gusta hacerlo.

Un cosplayer aprende a confeccionar su propio traje, la experiencia y el resultado final es gratificante, pero en sus manos queda la marca de su esfuerzo, cortes, quemaduras de silicona y noches sin dormir.

Un cosplayer sabe que lo primordial es interpretar al personaje y después de esto sigue la estética del traje. De nada sirve un buen traje si no lo emulas correctamente. Debe cumplir con dos elementos fundamentales: la actuación y la caracterización estética del personaje.

Un cosplayer puede hacer su vida enfocada al cosplay como un oficio, pero la mayoría tiene su vida aparte. Aunque muchos de ellos comparten estudios por el arte y el diseño.

El cosplay es una actividad que la practican hombres y mujeres sin discriminación, a pesar que el número de cosplayers femenino es superior.

Un cosplayer sabe que el esfuerzo de su labor se ve reflejado en las miradas de aquellos que lo felicitan y se toman fotos con ellos.

 

La cosplayer guayaquileña de la portada es Angel Kaoru (@angelgdkaoru)

Send this to a friend