Se pospone el apagón analógico televiso

Post by Arturo Varas
hace 1 año

El 30 de junio de 2017 estaba previsto el apagón analógico que pretendía cambiar la televisión analógica por la digital en Ecuador, pero ahora se realizará en el 2018. Así lo explicó el ministro de Telecomunicaciones, Guillermo León, en la página web de su institución.

El ministro ha clasificado el cambio de la señal análoga a la Televisión Digital Terrestre (TDT) como “una evolución de la televisión”. El denominado apagón iba a descontinuar aparatos (televisores, LCD, LED o plasmas) que no tengan un sintonizador estándar ISDBT-Tb o ISDB-T Internacional que son necesarios para receptar la señal TDT.

En su comunicado mantiene que uno de los requisitos más importantes es que el 90% de la población del país tiene que estar preparada para este cambio. Sin embargo, ante la realidad actual León indicó, “Teniendo en cuenta este panorama, el cronograma de evolución, que estaba previsto iniciar el 30 de junio de 2017, se extendería, al menos un año, con el fin de realizar una transición progresiva a la televisión digital”.

En pocas palabras esto significa que la ciudadanía debe comprar equipos que ya tengan el estándar ISDBT-Internacional, ya que estos solo requieren una antena para captar la señal TDT. León recalcó al final que la otra opción es conseguir las antenas de televisión pagadas que hay en el mercado.
Pero, ¿qué significa tener una televisión digital?, esta nueva tecnología ofrece imágenes y sonidos más nítidos de los que conocemos y permitiría al usuario implementar aplicaciones donde el televidente pueda interactuar con lo que ve.

Pablo Paez, gerente de la consultora Pirámide Digital reveló que la mayoría de los usuarios no tienen conocimientos sobre lo que significa la transición tecnológica, pues algunos han comprado sus televisores específicamente para ver por medio de Internet y estos no siempre se pueden adaptar a la televisión.

Estos casos son algunas de las razones por el aplazamiento del apagón analógico en el Ecuador, ahora hay que esperar hasta el 2018 para mejorar nuestra calidad de consumo televisivo.

Send this to a friend