Asteroides que casi colisionan con la tierra y nunca lo supimos

Post by Arturo Varas
hace 1 año

Un minuto de lectura para celebrar el Día Internacional del Asteroide, pero antes que nada, porque se celebra un día que es sinónimo de destrucción global, gracias a tanta película de Hollywood. Increíblemente un 30 de junio de 1908 cayó un meteorito en Tunguska, Siberia, Rusia, este es el más grande cuerpo celeste en colisionar con nuestro planeta en tiempos modernos. La celebración es para recordar es evento histórico.

El primer Día Internacional del Meteorito fue celebrado por la Agencia Espacial Europea (ESA) justamente por el meteorito que cayó en Tunguska y del cual se suscitaron muchos extraños sucesos de personas que desaparecían y reaparecían. En 1908, el impacto del asteroide en Tunguska representó una explosión equivalente a 20 megatones de dinamita, esto produjo la destrucción de 60 millones de árboles a lo largo de 22.000 kilómetros seguido por alteraciones climáticas, raras iluminaciones en el cielo nocturno entre otros fenómenos.

ESA mantiene que, “podemos aprender mucho de los asteroides sobre la formación del Sistema Solar y proporcionar recursos muy valiosos para el futuro”. Por esta razón ESA verifica asteroides constantemente y realiza investigaciones científicas con estas rocas espaciales, para ellos todos los días son el día internacional del asteroide.

Pero no nos olvidemos que el tiempo continuó su curso y los asteroides en más de una ocasión amenazaron con destruir la tierra y nosotros nunca nos enteramos… hasta hoy.

El asteroide 2014 RC casi colisionó con la Tierra un lunes 8 de septiembre de 2014, cuando esta roca de 20 metros de longitud rozó el planeta por el cielo de Nueva Zelanda. La NASA informó que estuvo a 40.000 kilómetros de nuestro planeta.

El asteroide 2012 TC4 amenaza con golpear nuestro planeta en octubre de 2017, de acuerdo con los astrónomos su cuerpo puede variar entre 10 y 40 metros, similar al tamaño de la Estatua de la Liberta, esto significa que sus daños podrían ser considerables.

El pequeño asteroide 2013 TX68 visitó la Tierra hace tres años al pasar a una distancia de dos millones de kilómetros del planeta, pero el 5 de marzo de 2016, el TX68 pasó más cerca de nuestro planeta con una distancia de 17.000 kilómetros como lo indicó la NASA.

El 15 de febrero de 2013, un asteroide sin nombre raro y de 17 metros de diámetro provocó una explosión 35 veces más poderosa que la bomba atómica de Hiroshima en la región de Chelyabinsk, Rusia. Este meteorito no fue detectado por ninguna agencia espacial hasta que entró a la atmósfera y se convirtió en una auténtica bola de fuego. Por suerte para los rusos, esta roca estalló en el aire, pero su explosión dañó 7.200 edificios de seis ciudades y dejó a más de 1.500 personas heridas. En el vídeo adjunto se ve su trayectoria.

Finalmente el asteroide llamado Bennu, un asteroide de 500 metros podría impactar nuestro planeta causando muerte y destrucción seguido por otros devastadores efectos, pero un siglo después de nosotros así que tranquilos. La comunidad científica prevé que Bennu afecte la Tierra en el año 2135, indicando que si el cuerpo celeste pasa entre la Luna y la Tierra, el enorme asteroide podría corregir su curso por el efecto gravitacional de nuestro amado planeta. En caso de ser así, Bennu podría colisionar con la tierra después de 40 años, es decir entre los años 2175 y 2196, este impacto tendría la fuerza de tres millones de toneladas de explosivos, así lo indicó el profesor de Ciencia Planetaria de la Universidad de Arizona, Dante Lauretta. Para proteger el futuro se enviará la nave Osiris-REx para que alcance a Bennu en el año 2018. Su propósito es tomar muestras del asteroide con la ayuda de un sistema robotizado, regresar y analizarlo.

Send this to a friend